“NATURALEZAS VIVAS”, PAISAJES Y OTRAS CARNOSIDADES.

24/02/2011
“NATURALEZAS VIVAS”, PAISAJES Y OTRAS CARNOSIDADES.
por Alberto Estévez
metalocus
Fruto de su investigación sobre la aplicación de la genética a la arquitectura, Alberto T. Estévez ha creado las imágenes inéditas, extrañas y sorprendentes que se reúnen en este libro: una selección de fotografías "alteradas" sobre estructuras naturales en su nivel más genesíaco y primigenio. Tal investigación se concentra en el estrato donde las masas celulares emergen y se auto-organizan como primer escalón estructural. Algo recogido merced al uso del microscopio electrónico, que abre una dimensión aún poco conocida de la realidad. Más cuando cierta lectura inducida lleva a una fascinante surrealidad, de enigmatico poder evocador.

Quizá no sea una coincidencia que en Barcelona —la misma ciudad de Antoni Gaudí, donde Salvador Dalí profetizó que «el futuro de la arquitectura será blando y peludo»— se haya comenzado el año 2000 la aplicación real de la genética a la arquitectura, con la creación del primer laboratorio de arquitectura genética del mundo y del primer taller de producción digital en una escuela española de arquitectura, la ESARQ (UIC). Es en este marco en que, fruto de la investigación, se han podido crear las imágenes inéditas, extrañas y sorprendentes que se reúnen en este libro: una selección de fotografías “alteradas” sobre estructuras naturales en su nivel más genesíaco y primigenio. Tal investigación, por trabajar con técnicas genéticas, por tener como objetivo principal la aplicación de la genética a la arquitectura, se concentra en el estrato en el cual las masas celulares emergen y se auto-organizan como primer escalón estructural. Para ello se utiliza el microscopio electrónico, que permite bajar hasta una perspectiva de miles de aumentos. Esto abre una dimensión aún poco conocida de la realidad, que según la lectura e interpretación que se haga de las imágenes lleva a una fascinante surrealidad. Visión que crea un entorno más propicio para aproximarse al organicismo digital, para justificarlo, y hasta para redimirlo si se quisiera estigmatizar la expresividad y la plasticidad en la arquitectura. Es entonces cuando...leer más