Double Bind, de Juan Muñoz, despierta en PLANTA tras un largo sueño

Más información

Juan Muñoz

Juan Muñoz. Nace en Madrid en el año 1953. Tiene como tutor al crítico de arte Santiago Amón que tendrá un importante impacto en su educación. En 1970 se traslada a Londres donde realiza estudios en el Central School of Art and Design y en la Croydon School of Art. En el año 1981 obtiene una beca Fulbright y estudia en el Pratt Graphic Center y es artista en residencia en el PS1 Contemporary Art Center de Nueva York.

Tras su estancia en Estados Unidos se establece en Madrid. Realiza dos exposiciones como comisario, y en el año 1983 abandona la práctica curatorial para centrarse en la escultura, pero sigue escribiendo textos y colaborando con otras disciplinas. Celebra su primera exposición en el año 1984 y durante las siguientes décadas realizará una de las carreras más excepcionales del arte del último tercio del siglo XX.

Juan Muñoz investigó la relación entre la figura humana y el espacio expositivo. Exploró nuevas formas de distorsionar el espacio, utilizando perspectivas atrevidas y variaciones de escala, no sólo para comprometer al espectador a nivel de percepción y los sentidos, sino también, y especialmente, para crear una tensión psicológica en el individuo que interactúa con su obra. Juan Muñoz es conocido por sus obras escultóricas en las que sitúa la figura humana dentro de ambientes arquitectónicos elaborados o complejos, escenarios alienantes y mundos ficticios habitados por personajes, que dan lugar a innumerables narraciones posibles.

Creó un nuevo paradigma de discurso artístico. Como el crítico e historiador Jan Avgikos ha señalado: de expresión sin ser expresionista, y “borrando las líneas entre pasado y presente”. Junto a su obra en escultura, también dibujó, realizó instalaciones, piezas sonoras, colaboró con actores, músicos y cineastas, y escribió, siendo considerado un auténtico humanista contemporáneo.

Como ha indicado Manuel Borja Villel, director del Museo Reina Sofía “en cada una de estas producciones encontramos puntos de conexión dentro de un universo coherente y fugitivo que, operando muchas veces desde la ausencia, alude siempre a un más allá del lugar de su propia formulación disciplinar o referencial”.
 
“Encontrar un sujeto en la figura humana que guíe la atención del espectador hacia el sentido de ‘lo otro’ implícito en la figura en sí misma.” Juan Muñoz.

Categorías

Prev
Prev

Nuestra selección