Frida Escobedo gana el premio Charlotte Perriand 2024

Más información

Frida Escobedo

Frida Escobedo (1979, Ciudad de México) fundó su práctica en 2006, después de cuatro años como codirectora de la firma de arquitectura Perro Rojo. Su galardonado trabajo se ha centrado principalmente en la reactivación de espacios urbanos que se consideran residuales u olvidados.

En 2004 fue galardonada con la Beca Young Creators by the National Fund for Arts and Culture (FONCA) y en 2008 fue seleccionada por Herzog & de Meuron como uno de los estudios de arquitectura para participar en el Proyecto Ordos 100 en Mongolia Interior, China. En 2009, fue ganadora del Young Architects Forum, organizado por la Architectural League of New York. En 2013, fue seleccionada como una de las tres finalistas para el programa de Arquitectura en la Iniciativa de Arte Rolex Mentor and Protégé Arts y fue nominada para el Premio Arc Vision para las Mujeres y el Premio Iakov Chernikhov. En 2014, fue seleccionada como finalista para los Diseños del Año en el Design Museum de Londres y fue nominada para el Mies Crown Hall Americas Prize del Illinois Institute of Technology. En 2014, ganó el Premio de la Bienal Iberoamericana de Arquitectura y Urbanismo (IX BIAU) en Rosario, Argentina. En 2017, recibió el premio Emerging Voices Award otorgado por la Architectural League of New York.

Charlotte Perriand

Charlotte Perriand (Nace el 24 de octubre de 1903, París, Francia - Fallecimiento.- 27 de octubre de 1999, París, Francia) fué conocida a través de sus colaboraciones con Le Corbusier y Fernand Léger. Sin embargo, en una época donde no era común que una mujer fuera arquitecta, diseñadora y artista, la carrera de Perriand se extendió por tres cuartos de siglo y abarcó lugares tan diversos como Brasil, Congo, Inglaterra, Francia, Japón, Nueva Guinea francesa, Suiza, y Vietnam.

Entre 1920 y 1925 asistió a la Ecole de l’Union Centrale des Arts Décoratifs, donde estudió diseño de mobiliario. Además asistió a las clases de la Academia Grande Chaumière de 1924 a 1926. Frustrada por el enfoque basado en la artesanía y el estilo Beaux -Arts defendido por la escuela, Perriand se alejó de todo aquello de carácter tradicional.

Se dio a conocer a la edad de 24 años con su Bar sous le Toit de acero cromado y aluminio anodizado que fue presentado en el Salon d’Automne de 1927. Poco después inició su recorrido de más de diez años junto con Pierre Jeanneret y Le Corbusier. En 1927 estableció su primer estudio propio.

Colaboró con Le Corbusier en numerosos proyectos de arquitectura, diseñando los equipamientos para diferentes viviendas como la villas La Roche-Jeanneret, Church en Ville-d’Avray, Stein-de Monzie y la Villa Savoye, así como los interiores del Pabellón Suizo en la Ciudad Universitaria y de la Ciudad Refugio de l’Armée du Salut, ambos en París. Además trabajó con él en la definición de la cellule minimum (1929).

En 1937 Charlotte Perriand dejó el estudio de Le Corbusier, y volcó su atención en materiales más tradicionales y formas más orgánicas. Se dedicó a la investigación en términos de prefabricación de viviendas moduladas en las que colaboró con Jean Prouvé. Las colaboraciones de Perriand se multiplican durante toda su carrera, trabajando otros con arquitectos como Lucio Costa, Niemeyer, Candilis, Josic & Woods.

Su relación con Le Corbusier no termina allí, ya que volverá a colaborar con él después de la guerra, desarrollando el primer prototipo de la cocina integrada para la Unidad de Habitación de Marsella.

El proyecto donde confluyen todas sus exploraciones previas sobre arquitectura prefabricación, estandarización, célula mínima, industrialización y materiales, fue el del complejo invernal de Les Arcs en la Savoya francesa. Entre 1967 y 1982, Perriand proyectó y construyó las tres estaciones de esquí de Les Arcs, situadas a 1600, 1800 y 2000 metros de altitud, donde había que alojar a 18.000 personas. La idea de partida fue trabajar con la agrupación de células mínimas.

Categorías

Prev
Prev

Nuestra selección